LOS SUEÑOS

En la vida habitual, lo material se impone a cada instante. Uno ha de tomar el coche, comprar, cuidar a la familia, esmerarse para ofrecer una imagen adecuada a los demás y un sinfín de cosas que llenan la propia agenda. Nuestros días transcurren repletos de esas obligaciones no muy complejas, pero demasiado exigentes, y que acaban acaparando todo el protagonismo.

Nadie dice que todas esas pequeñas cosas cotidianas no sean necesarias, ni tampoco que los días deberían tener más de veinticuatro horas. Pero esas cosas a veces son demasiado nimias, y los días deberían tener más de veinticuatro horas. A todos nos ocurre que posponemos una y otra vez lo que hemos venido a hacer aquí. Y es que nadie quiere fallar a los demás, ni que a uno le juzguen de forma negativa, ni la verdad, perderse nada. Y por eso somos nosotros quienes nos fallamos, somos nosotros quienes nos juzgamos con poca benevolencia y somos nosotros quienes nos perdemos a nosotros mismos.

Se pueden tener o no. Uno ha podido olvidarlos o quizá no. Pueden ser grandes o no. Pero quizá ha llegado el momento de dejar de postergarlos y empezar a hacerlos realidad. Quizá ha llegado el momento de dejar de posponerse y empezar a ser uno mismo simplemente tal y como es.

Porque soñar no significa estar dormido, sino Actuar, Accionar, Lograr y al fin, Ser.

Feliz camino hacia tus sueños


2 respuestas a “LOS SUEÑOS

Responder a laondadelexito Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s